Una posibilidad – Tres hermanas

Una posibilidad en la búsqueda del nuevo montaje es que los personajes que abordamos en nuestro trabajo sobre Tres Hermanas sean como un espejo en el que se miran los personajes-actores, personajes ficticios que viven en nuestro país  del 2015 y que representarán nuestros actores reales… Estos actores-personajes pueden pensar, mientras ensayan, que hay algo en la naturaleza humana que se localiza claramente en la vida de los “Prosorov” y que creen descubrir en ellos mismos, y es que sus vidas pasan con alarmante velocidad sin que se den cuenta, sin tiempo suficiente para encontrar un sentido a sus propias existencias. Ven en la obra, más allá de la nostalgia y el deseo  de volver a un pasado ya perdido (que también), la pérdida de esperanzas, capacidades y oportunidades personales y profesionales no solamente porque el entorno les limita sino sobre todo porque su propia naturaleza se lo impide. Por eso tiene que  haber en nuestro trabajo una visión trágico-cómica sobre la tendencia humana a la locura y el fracaso, algo que se da mucho en nuestra profesión. Todo esto tendría que provocar lágrimas de alegría y tristeza pero sin ningún rasgo de sentimentalismo… Es una opción.., difícil, pero atractiva.

Juan Pastor Millet

One Comment on ““Una posibilidad – Tres hermanas”

  1. Un #Tuiteatrero muy fans de Guindalera

    Me parece tremendamente sabio reflejar todo aquello que Chéjov nos quiere expresar en «Tres Hermanas» con lo que sucede hoy en día. Más con la profesión del teatro, tan difícil, tan llena de alegrías y de penas, tragi-comedia pura como aquí dice Juan. ¡Qué sabio era Chéjov! ¡Qué manera de reflejar la naturaleza humana! todas sus pasiones, sus deseos, sus sueños. Realmente «Tres Hermanas» es una obra maestra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *